13 julio, 2020

Bruselas insiste en mantener a la homeopatía como un medicamento

Puede haber gente que al leer esto me argumente que la homeopatía no le ha hecho ningún daño pero lo que realmente me preocupa es la difusión que las pseudociencias están obteniendo sobre todo en las redes sociales. No tenemos más que dar una vuelta por YouTube para ver la difusión y apoyo que tienen los remedios milagrosos contra la caída del pelo, el alzheimer, la pérdida de visión o el cáncer, entre otros.

Cuando los medios no tienen filtros, no basta con culparles, siendo nuestra responsabilidad el documentarnos e informarnos sobre qué tiene realmente un rigor científico y qué no lo tiene. El terraplanismo, la teoría de la Tierra Hueca o el cuento de los zahoríes pueden parecernos inofensivos o al menos sin repercusión en nuestro día a día, pero el riesgo llega cuando convertimos a los placebos en soluciones. Los placebos se utilizan con frecuencia y nos inducen un positivismo que nos ayuda psicológicamente, pero nunca deben ser un sustitutivo.

No existen los remedios milagrosos que no quieren que conozcamos. Infórmate y actúa con conocimiento de causa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *